jueves, 24 de noviembre de 2011

Descendencia de Catalina Granero y familias de San Clemente (Cuenca).


Ya hemos hablado en varias ocasiones de Antón Sánchez Granero “el viejo”, hidalgo vecino de Alarcón (Cuenca) en el siglo XV. Hoy trataremos de la descendencia de la hija habida de su segundo matrimonio.

Nos referimos a Catalina Granero. Sabemos que nació en Alarcón en el siglo XV, casando con Juan de Garahona o Barahona, siendo vecinos de Alarcón. Aunque no sabemos de donde procedía su marido, es probable que quizá fuese de Belmonte, donde un Gabriel de Barahona viaja con Cristóbal Colón en su primer viaje a América, falleciendo en el fuerte de Navidad. Sabemos este dato por su viuda que reclama el sueldo de su marido.

Catalina Granero y Juan de Garahona tienen 4 hijas:

1.- Catalina Granero. Casa con Gabriel de Caballón en San Clemente (Cuenca), dejando generación de hijos e hijas.
2.- Lucía de Valderrama. Casada también en San Clemente con un hombre natural de Salamanca. Dejan una hija de la que hay sucesión.
3.- Juana de Valderrama. Casa en San Clemente (Cuenca) con el hidalgo Pedro de Oma y Loyola.
4.- Isabel de Garahona. Casa en Alarcón (Cuenca), aunque no sabemos con quién, dejando un hijo clérigo, otro fraile y una hija.


De la descendencia de las dos primeras hijas no conocemos nada aun, así que trataremos de las dos últimas.


Comenzamos pues con la tercera hija. El matrimonio de Juana de Valderrama y Pedro de Oma y Loyola dejan al menos 2 hijos y una hija, María Pérez de Oma y Loyola. Ésta casa con Fortún de Garnica y Chavarría, hijo de Fortún López de Garnica, Veedor General de la Armada de Vizcaya. Tienen al menos 2 hijos:

A.- Luis de Garnica. Viaja a La Española soltero el 28 de marzo de 1564 como criado del licenciado Céspedes (los Céspedes Oviedo estaban emparentados con todas estas familias nobles de las que hablamos, Granero, Rosillo, Garnica ….).
B.- Juana de Garnica, también llamada Juana de Valderrama. Ésta casa con Fernando de Avilés y Fernández Valenzuela, regidor de San Clemente. Éste es hijo de Gonzalo de Avilés, regidor de San Clemente y doña Francisca Fernández de Valenzuela y Baylete. Nieto por parte paterna de Fernán Gonzalo del Castillo y Avilés y María Ángel, de origen milanés y por parte materna de Pedro González de Valenzuela y doña María Álvarez de Asturias, natural de La Hinojosa (Cuenca).

Juana de Garnica y Fernando de Avilés tienen al menos 2 hijos y 2 hijas:

1.- Fernando de Garnica. Fraile de San Agustín.
2.- Gaspar de Garnica. Prior de Santiago en Galicia.
3.- Jerónima de Valderrama. Monja de San Francisco en San Clemente (Cuenca).
4.- María de Garnica Avilés, llamada también María de Valderrama. Casa en 1580 con don Jorge de Mendoza, I marqués de Agrópoli, del Consejo Colateral, castellano de Castelnovo y hermano del V marqués de Mondejar. Debieron casarse sin amonestaciones ya que en el año 1594 existe un pleito entre Juan de Benavides y Mendoza Corregidor de San Clemente contra Jorge de Mendoza, vecino de San Clemente, hijo de Iñigo López de Mendoza y María Garnica Avilés porque se casaron sin amonestaciones.

Estos últimos dejan por hija a María de Mendoza y Aragón. Nacida en 1614 en Madrid y fallecida en 1679. II marquesa de Agrópoli. Casa con don Nuño Pacheco de Córdoba y Bocanegra, caballero de la Orden de Alcántara. Dejan 2 hijas:

A.- Victoria de Mendoza.
B.- Gregoria de Mendoza, II condesa de Tendilla, VIII marquesa de Mondejar y III marquesa de Agrópoli. Casa con don Gaspar Ibáñez de Segovia Peralta y Corps. Tienen por hijo a José Ibáñez de Mendoza, III conde de Tendilla. De la descendencia de estos ya no tratamos por encontrase ya en multitud de libros y fuentes.



Pasemos ahora a la cuarta hija que dejamos al principio. Dijimos ya que Isabel de Garahona casa en Alarcón (Cuenca), dejando un hijo clérigo, otro fraile y una hija. Ésta hija casa con el hidalgo Francisco de Lara (probablemente de Castillo de Garcimuñoz, donde estaba asentada ésta familia). Dejan 2 hijas y un hijo:

1.- Juan de Lara Granero. Arcipreste de Castillo de Garcimuñoz. Deja una memoria a sus sobrinas doña Magdalena de Zalvid y doña Sebastiana Vizcarra, madre de Sebastián de Montoya Vizcarra, natural de Vara de Rey (Cuenca) y vecino de Alarcón.
2.- Catalina de Lara Valderrama. Casa con García de Vizcarra. Dejan por hija a Sebastiana Vizcarra (nacida el 26 de enero de 1585 en Alarcón y fallecida en el mismo lugar entre septiembre y octubre de 1674). Ésta casa con Francisco Montoya Espinosa en Alarcón, dejando por hijo a Sebastián de Montoya Vizcarra, natural de Vara de Rey, (Cuenca) y vecino de Alarcón y que casa con Juana de Lorca Chacón o Zapata (hija de Diego de Lorca Figueroa y Magdalena Chacón, naturales de Alarcón.
3.-Ana de Valderrama. Casa en Alarcón con Domingo de Zalvid, con quien tiene por hija a Magdalena de Zalvid. Nacida y casada en Alarcón con el hidalgo Antonio de Oma Zapata, natural de San Clemente y vecino de Belmonte (Cuenca). Es hijo de Martín de Oma y Juana de la Fuente. Ocupa el cargo de Familiar del Santo Oficio de la Inquisición y es alcaide del castillo de Belmonte. Es el segundo matrimonio de él, ya que anteriormente estuvo casado con una tal “fulana” de Monreal en Belmonte (pariente muy cercana de don Francisco Ramírez Monrreal, canónigo de la colegiata de Belmonte), de la que deja por hijo a Martín de Oma Monreal, abogado y alcalde ordinario de Belmonte. De la segunda mujer, Magdalena, tiene por hijos a:

A.- Pedro de Oma y Zalvid. Nacido el 7 de agosto de 1598 en Belmonte, que sigue.
B.- José de Oma. Religioso de la Compañía de Jesús.
C.- Una hija religiosa en el convento dominico de Santa Catalina la real de Belmonte.
D.- Otra hija religiosa en el convento dominico de Santa Catalina la real de Belmonte.

La primera vez casa Pedro de Oma con doña Isabel Ruiz de Villamediana, hija de Antonio de Villamediana (pariente de los Granero por otra rama que estudiaremos en otro momento), natural de San Clemente y doña Catalina Letrado, natural de Ocaña. Tienen por hijo a  Antonio de Oma y Villamediana. Bautizado en San Clemente (Cuenca) el 22 de enero de 1635. Caballero de la Orden de San Juan en 1667.

Éste casa con Catalina Francisca Prego de Montados, natural de Socuellamos (Albacete), teniendo por hijo a Pedro Manuel de Oma y Prego de Montados, nacido en San Clemente en 1687, el cual casa en Chinchilla (Albacete) el 4 de abril de 1709 con doña María Josefa de Haro y Oma (hija de don José de Haro y Castañeda, caballero de la orden de Montesa y familiar del Santo Oficio y de doña Catalina Antonia de Oma y Haro). Estos tienen por hijo a:

1.- Antonio de Oma y Haro Ruiz de Villamediana. Regidor perpetuo de San Clemente. Tiene por hijos a:

A.- Gregorio de Oma Pareja y Haro y Aliaga. Nacido en Iniesta (Cuenca) en 1746. Ingresa en el Real Seminario de Nobles de Madrid en 1759.
B.- Juana de Oma Pareja. Natural de Iniesta. Casada con don José López de Haro y Galiano, Regidor Fiel Executor Perpetuo de Chinchilla (hermano de Diego López de Haro, caballero de la orden de San Juan y Teniente Coronel de Artillería). Vecinos de Chinchilla. En su testamento deja varias cuberterias de plata a sus nietas. En el paso por Chinchilla del Rey Fernando VII el 8 de mayo de 1814, se sirve un refrigerio en su casa, tras lo cual honra con el título de Ciudad a Chinchilla. Dejan por hijo a:

1.- Ramón López de Haro y Oma. Natural de San Clemente. Casado con doña Ana María Núñez de Robres (hija de Diego Núñez de Robres y Valdés, Gentilhombre de Cámara de S.M., Alférez Mayor, Regidor Perpetuo y Alcaide del castillo de Chinchilla y de doña Antonia Ballesteros y Valdés, natural de Villanueva de los Infantes). Tienen por hija a:

A.- Tomasa María de las Nieves Pascuala Eusebia Reyes Francisca de Paula López de Haro y Núñez. Nacida en Chinchilla el 18 de septiembre de 1801.


La segunda vez casa Pedro de Oma y Zalvid con doña María Conejero de Noguerol, natural de Cuenca (hija de Pablo Conejero y Ana Noguerol). Tienen al menos 2 hijos:

1.- Antonio de Oma y Conejero, caballero de la orden de San Juan.
2.- José de Oma y Conejero. Nacido en San Clemente el 29 de febrero de 1640.
3.- Eugenio de Oma y Conejero Noguerol. Regidor de San Clemente. Caballero de la Orden de Santiago en 1674. Casa con doña Antonia de Haro, natural de Chinchilla (Albacete). Tienen por hijos a:

A.- Catalina Antonia de Oma y Haro. Nacida en 1670 en San Clemente y fallecida en Chinchilla antes de 1749. Casada con don José de Haro y Castañeda. Caballero de la orden de Montesa.
B.- José Isidro de Oma y Haro. Ministro del Consejo de Hacienda. Residente en la Plazuela de San Javier frente a la del Cordón en Madrid.
C.- Diego de Oma y Haro. Abogado de los Reales Consejos.


Hablemos ahora de dichas familias.

Son varias las familias originarias de Vizcaya las que se asientan en San Clemente, como es la que ya decimos de Oma, los Garnica (procedentes de Guernica), los Villamediana o Terreros de Villamediana (procedentes de Zalla, donde aún se conserva en el barrio de La Herrera la torre de los Terreros) y los Zalvid o Zalvide que se instalan en Alarcón y también los vemos en San Clemente. Hoy solo trataremos de 3 de ellos, dejando los otros para otra ocasión.

Todas estas familias tienen condición noble de hidalgos y algunos de sus miembros se dedican a la labor de maestros de cantería, como es muy habitual en estos vizcaínos que vienen al sur. Es el caso de los Oma, los Garnica y los Zalvid.


Los Oma o Pérez de Oma (nunca Osma, como he llegado a ver en alguna ocasión y que no tiene nada que ver), proceden de Vizcaya, de la zona donde hoy se encuentra el famoso Bosque de Oma (en el barrio de Oma de la localidad de Cortézubi), donde ha realizado su obra Agustín Ibarrola. En los archivos parroquiales de la Iglesia parroquial de Santiago Apostol de Cortezubi, se encuentran muchísimos Oma y Homa durante muchos siglos, por lo que es indudable su origen.

Por ejemplo, tenemos el matrimonio de María Pérez de Homa con Juan Ugarte el 28 de julio de 1602 en Bermeo o el bautismo de un Pedro de Oma el 12 de mayo de 1605 en Cortézubi.
Para ilustrar la nobleza de estos Oma de San Clemente (Cuenca) dice un testigo:

“… todos vizcaínos y ablando de las casas infançonas de aquella Probinçia ablaron de la de oma y unánimes y conformes les oyo decir este testigo a todos aquellos caballeros que dicha casa de oma es de las que llaman Infançones y que los de estas casas solares no salen a llamamiento alguno sino es saliendo su Magestad en persona y que oyo decir a los dichos caballeros que los de esta familia y casa Infançona abian venido a vivir a la mancha ….”.

La casa-palacio de los Oma la encontramos en San Clemente, por todos conocida, aunque la actual del siglo XVIII es varios siglos posterior a la antigua.

A Juan de Oma, vecino de Belmonte (Cuenca) lo encontramos trabajando en la iglesia de Santiago de Jumilla (Murcia) desde 1497 junto al que debe ser su hermano Pedro de Oma hasta que fallece en 1537, sucediéndole en la obra Pedro de Oma.

Otro Oma que encontramos posteriormente es a Eugenio de Oma Carcasona, casado con doña Josefa Villaviciosa y Villanueva, vecinos de Tébar (Cuenca). Quizá sea hijo de otro matrimonio del Eugenio que hemos visto anteriormente. Tienen por hijos a:

1.- Francisco de Oma Villaviciosa. Vecino de Villagarcía del Llano.
2.- Diego José de Oma Villaviciosa Carcasona y Villanueva. Heredero del vínculo de su tío don Pedro Carcasona vecino de Villagarcía del Llano y fundado con fincas de dicho lugar y Quintanar de Rey (Cuenca) en febrero de 1763.
3.- Josefa de Oma Villaviciosa. Heredera en 1832 del vínculo de su tío don Francisco Mario de Villaviciosa en Reíllo (Cuenca).



A los Garnica los encontramos también en San Clemente y Almagro (Ciudad  Real).

Vemos a un  Pedro Garnica que obtiene ejecutoria de su hidalguía en San Clemente (Cuenca), casando con María Moreno, dejando descendencia.

También tenemos a otra María de Garnica, casada con el licenciado Fernando de Villaseñor, vecinos de San Clemente, cuyo hijo, Fernando de Villaseñor (n. 1578-79) viaja en 1609 a Venezuela con el Gobernador García Girón.
Quizá el Fortún de Garnica que hemos visto antes sea el que encontramos como Ortuño de Garnica en 1560 en Cuenca junto a Hernando de Oma y Domingo de Aguirre.

Hermano de Fortún de Garnica el de San Clemente fue Martín de Garnica, regidor perpetuo de Almagro. Hijos suyos son:

1.- Pedro de Garnica. Natural de Almagro.

2.- Gaspar de Garnica. Natural de Almagro.

3.- Martín de Garnica. Natural de Almagro. Estudia en Alcalá de Henares, doctorándose en Teología. Obtiene la canongía Magistral de la catedral de Cuenca. Toma posesión del obispado en junio de 1594, falleciendo el 20 de noviembre del mismo año, siendo sepultado en la capilla mayor, bajo una losa de piedra caliza sin epitafio alguno.
4.- Ana de Garnica. Casa con Gaspar Alonso (hijo de Diego Alonso, señor de la villa de Valenzuela y Catalina de Figueroa). Éste una vez fallecida su mujer, viaja a Indias en 1595 como tesorero de la ciudad de Quito con sus hijos Gaspar Alonso de Garnica y Mariana, Bernarda y Elena de Garnica. Los señores de Valenzuela más tarde pasan a ser marqueses de Torremegía.

Por su parte, el segundo hijo, Gaspar de Garnica, tiene por hijos a:

A.- Gaspar de Garnica. Caballero de la orden de Malta o San Juan de Jerusalén.
B.- Martín de Garnica Quintanilla. Caballero de Santiago. Casa con Juana de Cañizares, dejando por hija a Francisca de Garnica Quintanilla.
C.- Pedro de Garnica Quintanilla. Caballero de Calatrava en 1628.
D.- Otro hijo. Caballero de Alcántara.

Por su parte, Francisca de Garnica Quintanilla casa el 28 de febrero de 1650 en Almagro con Juan de Rosales Cabrera, dejando por hijos a:

1.- Martín de Rosales Garnica. Nacido el 29 de noviembre de 1654 en Corral de Calatrava. Casado en Almagro el 28 de abril de 1678 con María Timotea Medrano Peralta. Con sucesión importante.
2.- Francisca.

3.- María.

Las armas de los Garnica son:

“En campo de oro, un árbol de sinople con dos lobos sables, atravesados en su tronco”.

Estas armas las encontramos en Almagro en su plaza Mayor en la casa de los Rosales, y en la calle de Cañizares en la casa de Serrano, junto a las armas de estos.



A los primeros Zalvid o Zalvide que encontramos son a los, probablemente hermanos, Domingo, Martín y Juan de Zalvid.

A Domingo de Zalvid que ya lo hemos visto antes casado en Alarcón, lo encontramos trabajando en la obra de la iglesia de Villanueva de la Jara (Cuenca), en el claustro de la catedral de Cuenca, en la torre de la iglesia de La Roda, en la obrade la iglesia de Santiago de San Clemente y en 1582 terminando la torre para el ayuntamiento de San Clemente, donde se instala un reloj.

A Martín de Zalvide, lo encontramos trabajando también en la iglesia de San Clemente (Cuenca).

Por último tenemos a Juan de Zalvide, vecino de San Clemente (Cuenca), también maestro de obras. En 1579 lo encontramos evaluando la obra de la iglesia de Vara de Rey (Cuenca) y desde 1589 en la reedificación de la iglesia de San Juan de Alarcón. Sabemos además que estaba casado con una hermana o prima hermana del mayordomo de la iglesia llamado Juan Granero de Heredia. Fallece en 1591, por lo que solo está dos años en esta obra. Se sucede un pleito entre el mayordomo y Francisco Prieto de Salgar que termina en 1599.

Un hijo de Juan de Zalvide casó con María Rosillo, hermana de Martín Rosillo (hijos de Alonso Rosillo y Beatriz Cano de Buedo). Éste Martín Rosillo envía dinero desde Indias para dotar a su sobrina para su matrimonio y 300 pesos a su sobrino para misas tras su defunción. Hijos de Juan de Zalvide y María Rosillo son:

1.- Catalina de Zalvide Rosillo. Natural y vecina de San Clemente (Cuenca) casada con don Fernando Rosillo Ramírez.
2.- Martín de Zalvide Rosillo. Natural de San Clemente (Cuenca). Fraile de la orden de Santo Domingo y maestro. Prior del Convento de Predicadores de la ciudad de Jaén.

Por unos documentos, sabemos que la casa solar de los Zalvid en Alarcón se encontraba casi contigua con la parroquia de Santa María, tenía escudo de armas y el año de 1664 es propiedad de don Francisco Antonio de Peralta, cura propio de la Santísima Trinidad de Alarcón y residente en Olmedilla (Cuenca). También fue propiedad la casa de don García de Vizcarra y su hijo de igual nombre, parientes de los Zalvid. Su escudo de armas quizá fuera el siguiente:

“En plata tres escudetes, de azur, puestos dos y uno”.

O este otro:

“En plata, un árbol, de sinople, atravesado de un jabalí, de sable, herido con dos saetas, de sinople”.

ambos usados por los Zalvid o Zalvide vizcaínos.


1 comentario:

  1. Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.

    ResponderEliminar